¿Qué podemos esperar de los depósitos en 2018?

La crisis económica de 2008 tomó desprevenidos a los españoles pues la gran mayoría de los ciudadanos a los préstamos bancarios para suplir sus necesidades generales, esparcimiento, consumo, entre otros. El nivel de ahorro era mucho menor al porcentaje de préstamos lo que generó una situación crítica a intensificarse la crisis de 2008 pues los ciudadanos fueron tomados desprevenidos al no contar con suficientes ahorros y las entidades bajaron considerable su nivel de préstamos.

   Sin embargo, la situación empezó a equilibrarse en el año 2009 y 2011 y en vez de retomarse una cultura de ahorro permanente la ciudadanía volvió a sus prácticas crediticias. Aunque el ahorro creció en porcentaje no fue suficiente para establecer una política amplia de ahorro en la población.

 Las consecuencias de no contar con suficientes ahorros son graves al momento de existir una crisis de liquidez o cuando ya no se es apto para seguir recibiendo préstamos bancarios, esto se convierte en un círculo vicioso destruyendo la capacidad de pago de los ciudadanos y su poder adquisitivo. Los depósitos en los bancos han crecido tímidamente en los años 2011 y 2012 pero se han estancado. Los tipos de depósitos preferidos por los españoles son los de plazo fijo aunque las rentabilidades que arrojan semanalmente oscilan entre 0,15 y 0,25%. En el año 2017 creció de forma exponencial nuevamente la solicitud de préstamos y más aún con el auge de las empresas online que otorgan créditos sin ningún tipo de garantías ni procesos burocráticos pero con altísimas tasas de interés y plazos muy cortos que ponen en peligro a muchas personas de caer en impagos y agravar más su situación financiera.

¿Qué se espera para este 2018? ¿Cómo será la tendencia de los depósitos?  

Seguirá bajando el nivel de ahorro y esto se evidencia con la desaparición en 2017 de dos depósitos muy rentables del sistema financiero como lo son el Depósito Naranja Y EL Depósito Self que otorgaban una rentabilidad eficiente a los clientes de hasta 1% TAE en dos meses. Y no solo eso, sino que bajaron de forma considerable el resto de los depósitos.

  Lo que se vislumbra para este año es la misma tendencia a la baja a pesar que en el 2017 se lograron alianzas y han llegado a España bancos europeos que ofrecen buena rentabilidad a los depósitos. Sin embargo a pesar que se han obtenido ofertas para conseguir mejores tasas de interés. La tendencia a la baja es porque no existe confianza de que suban las tasas de interés por las políticas aplicadas desde 2016 por el Banco Central de España mientras no exista un cambio en la política no habrá mayor rentabilidad en los depósitos y seguirá la tendencia.

   Es importante establecer campañas para promover el ahorro familiar, para los niños, para el futuro, para una economía es sano que exista el ahorro a fin de incidir en el crecimiento y desarrollo en todos sus niveles y dimensiones. La economía familiar puede crecer si se fomenta el ahorro y se evitan las deudas por trivialidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>